Utensilios como las bombillas, mezcladores o los cubiertos plásticos no podrán ser
entregados en los locales de venta de comida o a través de los servicios de
delivery, luego que el Congreso aprobara la ley que limita la entrega de los
plásticos de un solo uso y otros desechables, impulsado transversalmente por el
Ministerio del Medio Ambiente, organizaciones de la sociedad civil y
parlamentarios.
La ministra del Medio Ambiente, Carolina Schmidt, sostuvo que “la aprobación de
este proyecto es un hito en el cuidado y protección del medio ambiente de Chile.
Un proyecto responsable, pero ambicioso que permiten hacernos cargo de más
de 23.000 toneladas de plásticos de un solo uso que generan, al año, locales
como restaurantes, bares, cafeterías y el delivery”.
El proyecto limita la entrega de los productos de un solo uso que se entregan en
los restaurantes, casinos, clubes sociales, cocinerías, fuentes de soda, cafeterías,
salón de té, panaderías, bares, u otros locales similares que comercialicen comida
preparada.
A su vez, los productos que regulan son los vasos, tazas, tazones, cubiertos
(tenedor, cuchara, cuchillo), palillos, pocillos, mezcladores, bombillas, platos,
cajas, copas, envases de comida preparada, bandejas, sachets, individuales y
tapas que no sean de botellas, en tanto no sean reutilizables.
En específico, si el consumo es dentro del establecimiento, se prohíbe la entrega
de productos de un solo uso, cualquiera sea el material del que estén compuestos,
por lo que solo se pueden utilizar productos reutilizables.
Esta ley también obligará a los supermercados, tiendas de conveniencia y
almacenes a ofrecer siempre opciones de bebidas retornables y estarán obligados
a recibir el envase del consumidor. Además, respecto a las botellas desechables,
se exigirá que incluyan porcentajes de plásticos recolectados y reciclados dentro
de Chile.
La Secretaria Regional Ministerial del Medio Ambiente, Moyra Rojas tamborino,
destacó la aprobación de esta iniciativa legal, “ Es ua gran noticia, hemos visto
como la normativa ambiental se ha ido fortaleciendo en estos años como la ley
que prohíbe bolsas plásticas en el comercio, la Ley marco de cambio Climático en
trámite en el Congreso, normativa de ruido, de contaminación lumínica y
actualización del DS 90 que regulas descargas de contaminantes al mar por
ejemplo. El proyecto aprobado también prohíbe que los delivery de alimentos

preparados se entreguen en plásticos, salvo que se trate de plásticos
compostables certificados. Asimismo, establece la obligación de que las botellas
plásticas sean hechas en base a plástico recolectado y reciclado en Chile,
potenciando así la industria del reciclaje en nuestro país”.
Añadió que “al aprobarse esta ley, Chile contará con una de las normativas más
ambiciosas del mundo en materia de plásticos de un solo uso, como lo ha
señalado Plastic Ocean y Fundacion Oceana, líderes globales en esta materia y
actores claves para sacar adelante esta iniciativa”.
La directora de la Campaña de Contaminación Marina de Oceana, Javiera Calisto,
comentó que “este es un día por el que llevamos trabajando años. Sin duda con
esta ley no desaparecen todos los plásticos pero sí aquellos que más afectan
nuestras costas, mares y sus especies. Ha sido un trabajo de gran colaboración,
donde agradecemos a parlamentarios, el Ministerio de Medio y en particular a su
oficina de economía circular, y a muchas organizaciones de la sociedad civil, que
llevan años trabajando en la materia. Debemos sentirnos orgullosos como país por
esta ley. Ahora comienza su implementación y debemos seguir trabajando para
que sea un éxito”.
Desde la publicación de esta ley en el Diario Oficial, que ocurrirá en los próximos
días, en un plazo de seis meses quedará prohibida la entrega de cubiertos,
revolvedores, bombillas y cualquier artículo de plumavit en todos los locales de
expendio de comida preparada del país, ya sea que el consumo se realice al
interior del local o en delivery. En el mismo plazo, todos los supermercados del
país estarán obligados a vender bebidas en formato retornables y a recibir dichos
envases de las personas.
El incumplimiento de esta ley genera multas entre 1 UTM y 5 UTM por cada
producto entregado que no cumpla la normativa. Todas las personas pueden
denunciar, y lo recaudado por las multas será de beneficio municipal.
Cifras de plásticos de un solo uso
Un reporte realizado por Oceana y Plastic Ocean estableció que en Chile se
generan al año 23.240 toneladas de plásticos de un solo uso provenientes de
locales de venta de alimentos como son bares, cafeterías y delivery
El estudio indica que, esta cifra, es comparable al peso de 116 ballenas azules o
al volumen de cinco piscinas olímpicas o a la huella de carbono que una persona
en auto dejaría al dar vuelta a la Tierra 5.300 veces, entre otras comparaciones.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *